La boda de César no solo debió serlo, sino parecerlo…

LIC. ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR,

PRESIDENTE ELECTO DE LA REPÚBLICA:

+La mujer del césar no solo 

debe serlo, sino parecerlo

Juio César

CIUDAD DE MÉXICO.- Como mundo y medio iba a lanzarse a opinar sobre el gran evento social del año quehasta hoy fue, dos sábados atrás, la boda de su colaborador más antiguo, próximo y evidentemente eficaz,César Yáñez Centeno, quise presentar una opinión que ni justificara la-calidad-de-mis-juicios ni mi-sana-moral-cristiana, sino la de alguien más.

La encontré un poco lejos de aquí y se la transmito antes de identificar a su autor porque mi criterio me dice que el caso Yáñez Centeno merece la mayor sensatez posible.

Dice así:

En estos nuevos esquemas de valores sociales y particulares órdenes de pirámides de necesidades, nos asaltan por todos lados situaciones bizarras, tales como aquellas que nos muestran los nuevos afanes de apariencia social. Ya no interesa disimular lo mal habido, todo lo contrario; parece ser que el estatus dentro de los grupos sociales se incrementa cuando huele a mal habido lo lucido.

Buscando una descripción de la situación que llevó a acuñar la frase ‘la mujer del césar no solo debe ser honrada; sino también parecerlo’, he encontrado la siguiente: la famosa frase del Divino Cayo Julio César y que nos traslada a Plutarco, hace referencia a que por la importancia que tenía en la sociedad romana la mujer del césar, ésta no solo debía de ser honrada sino parecerlo. Según la historia, Julio César se divorció de Pompeya Sila al poco tiempo de ser ungido emperador, porque ella asistió a una saturnalia, orgía sexual que se permitían las damas romanas de la aristocracia en algunas oportunidades. Anunciado el divorcio, las más conspicuas matronas del patriarcado romano pidieron a Julio Césarla revocatoria de su divorcio ya que su esposa, Pompeya, había asistido solo como espectadora y no había cometido algún acto deshonesto. Julio César contestó: ‘La mujer del césar no solo debe ser honrada, sino además parecerlo’. Desde entonces, parafraseando a Julio César, cuando una persona cae bajo la duda de haber cometido un acto sospechoso, aun cuando no esté comprobado lo doloso del mismo, se dice ‘no solo hay que ser sino parecer’.

El detalle fino y flexible de la ética en política (quien acceda a Netflix recomiendo que vea ‘House of Cards’) es el mismo en todo el mundo; no hay santos y abundan los pecadores que mantienen la característica de hacer todos los esfuerzos por parecer honrados. Mientras más se baja en la escala del desarrollo político y social puede observarse una lógica inversa, estos personajes obtienen un siniestro placer en hacer ostentación de lo evidentemente mal habido, los vehículos, las armas, las comitivas, las casas de descanso y cuanto se les ocurra; ni siquiera en un país vecino, mientras más cerca de su grupo tribal, mejor.

Acá es sencillo, al sentido contrario de lo dicho por el césar: ‘no solo hay que ser deshonesto, sino hay que ostentarlo’

El autor del texto anterior es Bernardo López, quien ni siquiera es mexicano, sino guatemalteco y economista Ha trabajado en el sector público y en el privado, en organismos internacionales y como profesional libera.., enfocado en el comercio internacional, el desarrollo rural y el análisis de sectores. Se identifica con los sectores agrícolas y cooperativistas del país. Estudia sociología y es fanático de Los Simpson, del Old Parr y de Joaquín Sabina”…

 Como ve, don Andrés Manuel, no pude encontrar una opinión tan imparcial que ni siquiera aludió a César Yáñez, su colaborador, sino al emperador romano Cayo Julio César y los parecidos de su ética en aquellos tiempos.., pero con parecidos lamentables a la actualidad mexicana y no de su colaborador en específico, sino a este triste tiempo de la historia mexicana.., así que prosigo mañana intentado, con criterios diversos, exponer lo que aqueja a la sociedad mexicana al final de la segunda década del siglo XXI.        

Internet: Lmendivil2010@gmail.com

Facebook: Leopoldo Mendívil Blog

Twitter: @Lmendivil2015

Blog: leopoldomendivil.com

Anuncios

Comentários no Facebook