México, una paradoja de país. Corrupción contra honestidad

¡Todos unidos contra la corrupción y la impunidad!

Leopoldo Mendívil


DR. CLAUDIO X GONZÁLEZ G.,

PRESIDENTE DE MCCI:

+Si el vaso no está limpio, lo que

en él derrames se corromperá

Horacio

CIUDAD DE MÉXICO.– Una especie de lema del organismo Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad es esto que dice: Sólo la educación de calidad y la construcción de un Estado de Derecho le permitirán a México alcanzar su potencial.

Lo deplorable es que siendo los mexicanos una nación mayoritariamente integrada por ciudadanos honorables, a pesar de su situación económica, una minoría corrupta ha mantenido al país atado a una sujeción vergonzosa.

La capital del país para nada había sido un ejemplo de que es posible la correcta impartición de la justicia, pero por fortuna los cuatro últimos fueron escenario de una franca transformación en el manejo y la aplicación de la ley en el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, que obliga a tomar una postura frente al proceso electoral que está por realizarse; y como tengo una oposición al respecto, basada no en una cercanía con la institución sino con la fama pública sobre quien hizo posible el cambio sucedido durante los mil 460 días que están por concluir, que deseo comentar  con la institución que usted preside, los siguientes puntos de vista:

La gestión del magistrado Álvaro Augusto Pérez Juárez en la Presidencia del TLCCDMX ha dejado un buen sabor de boca en la mayoría de quienes, por su responsabilidad profesional, están en constante contacto con esa Casa de la Ley. Los avances son claros y han ido al corazón de su propuesta, relacionada con un sistema integral de justicia que permita —entre otras cosas— el seguimiento puntual y ágil de procesos jurídicos.

Este sistema integral abre, ahora, la posibilidad de reimprimir cualquiera de las más de 21 millones de resoluciones emitidas; una  información que —por cierto— está respaldada y segura en un centro de datos con las más estrictas medidas de seguridad.

 Uno de los aspectos clave que coadyuva a la integralidad del sistema, ha sido la renovación tecnológica que impacta en la mejora de la comunicación y de los procesos, lo que redujo considerablemente el tiempo de respuesta, además de generar economías a ese órgano.

Para ello se sustituyó el equipo obsoleto y se instrumentó un sistema de arrendamiento que posibilitó el cambio de más de 8 mil computadoras y de 5 mil impresoras.

En paralelo, durante la gestión del magistrado Pérez Juárez, el tribunal ha promovido una reforma legislativa que permite dar sustento al uso del expediente digital y de la firma electrónica, a fin de posibilitar el juicio en línea para agilizar los procesos.

También ejerció una serie de gestiones para recuperar los espacios perdidos como producto de los sismos de septiembre de 2017, que provocaron al tribunal la disminución de su patrimonio territorial en más de 55 mil metros cuadrados, no obstante la limitación de recursos. Baste señalar al respecto que aunque el tribunal solicitó un presupuesto para 2018 de 15 mil 257 millones de pesos para atender los rezagos existentes que sufrió el año pasado, sólo se le autorizó poco más de una tercera parte: 5 mil 889 millones de pesos, pero una eficiente administración garantizó tanto la continuidad de varios proyectos, como el apoyo a otros nuevos.

Por todo lo anterior, el TSJCDMX se ha convertido en un ejemplo a seguir, a nivel nacional, por su profundo interés en modernizar la manera como se imparte la justicia en esta capital.

En consecuencia, no cabe duda de que la gestión de Pérez Juárez deja la vara muy alta en el contexto del proceso de elección que inicia el próximo jueves, incluida la posibilidad de que el personal del Tribunal le diera la oportunidad de concluir la obra de renovación que ha realizado. Veremos qué ocurre.

Internet: Lmendivil2010@gmail.com

Facebook: Leopoldo Mendívil Blog

Twitter: @Lmendivil2015

Blog: leopoldomendivil.com

Anuncios

Comentários no Facebook